TESTIMONIOS

"El Curso Anual de Macrobiótica ha supuesto un cambio radical en mi vida y por supuesto en mi modo de alimentarme. Después después de ser vegetariana durante 10 años estaba más que aburrida de comer siempre lo mismo y por casualidad descubrí un libro de recetas de cocina macrobiótica y... se hizo la luz!. Una forma sana de alimentarse y por encima con sabores y alimentos nuevos y deliciosos. Me apunté al curso anual para aumentar mis conocimientos que hasta el momento eran reducidos y vi que al alimentarme de esta forma mi cuerpo se ha ido limpiando de muchas cosas que a veces ni era consciente de que estaban sucediendo. Mejoré mi vista, mis varices han ido poco a poco mitigándose, mis reglas ya casi no son dolorosas, no tengo bajones de glucosa, he aprendido a ver que alimentos son dañinos para mi organismo y también los que me sientan bien y cuando debo tomarlos en resumen a escuchar a mi cuerpo o mejor a dejarlo hablar. Pero sobre todo he re-descubierto mi pasión por la cocina y por comer como modo de sanarse y de mimarse, es volver a la cocina de antes en el que alimentar a los tuyos era un verdadero acto de afecto.

La macrobiótica es un camino hacia ti mismo.

Lorena Fernández se ha formado de manera concienzuda en muchas y prestigiosas escuelas de Macrobiótica por tanto tiene una visión global de lo que es este tipo de cocina no quedándose estancada en unos dogmas. He aprendido mucho con ella, es una persona entregada a lo que hace y que cree firmemente en lo que hace, vamos que predica con el ejemplo, lo cual te anima a continuar. Pero quizás la cosa que más me guste de ella como profesora es que no intenta que tu cambies, sólo te explica cada tema y te anima a experimentarlo, nunca intenta hacer prevalecer su opinión y esa es para mi una de sus grandes virtudes."

Patricia Costa Vázquez

"Darle las gracias a Rik por este curso tan revelador y apasionante;sus clases aportan un punto de luz,claridad y dirección a nuestras vidas, ofrece nuevos puntos de vista y soluciones prácticas para una vida más lúcida y completa,con su sencillez y sentido del humor convierte cada lección en un despertar de nuestras conciencias."

Angeles Castro

"Cada día ,estoy convencida, que me siento encantada de haberte conocido y tenerte como profesora de Cocina Macrobiótica ha hecho cambiar mi vida para muchísimo mejor....muchas gracias por cruzarte en mi camino Lorena..."

Victoria Míguez

"Hace casi un par de años tuve la oportunidad de escuchar una charla impartida por Lorena sobre los beneficios de una alimentación basada en los principios de la macrobiótica. Al terminar la charla sentí muchísima curiosidad por el tema, no dudé en inscribirme al curso anual y así fue como pude conocer y experimentar en mi propio cuerpo los beneficios de esta “filosofía de vida”, porque la macrobiótica es algo más que cocina. 

¿Qué me aportó el Curso Anual de Alimentación Macrobiótica? Para mi, si tuviese que resumirlo en pocas palabras, escogería sin duda el concepto de “alimentación consciente”. Cuando digo “alimentación” no sólo me refiero al acto de comer. El curso me enseñó muchas otras formas de nutrirnos física y espiritualmente. Me ha encantado tener la posibilidad de iniciarme en la macrobiótica con Lorena. Lorena transmite con claridad , cercanía y con un entusiasmo contagioso. Las sesiones fueron muy amenas, combinando teoría, práctica y degustación de menús. Aprendimos sobre cocina energética y medicinal; sobre la combinación correcta de los alimentos; sobre técnicas de cocina; la importancia de los ciclos estacionales; la elaboración de menús equilibrados. 

En definitiva , con este curso tomé consciencia de que cada uno es responsable de su bienestar físico y mental .Incorporando, cambiando y/o eliminando algunos hábitos podemos conseguir una mejor calidad de vida."

Irene Fernández Gómez

" Encontré el curso anual de macrobiótica por casualidad. Buscaba algún taller presencial para poder comprobar si lo que estaba practicando en mi casa era adecuado. Empecé a experimentar con la macrobiótica basándome en libros y sentía cierta inseguridad. El curso de Escola Vital me ayudó a adquirir más confianza en mi cocina y a entender con mayor profundidad la macrobiótica. Pero sobre todo a vivirla dentro de un grupo y a no sentirte tan sóla en este mundo de comida alternativa. Esta cuestión es importante, ya que el éxito de llevar y mantener una vida en equilibrio depende de poder esquivar las dificultades, sobre todo sociales, que van surgiendo. El curso te ayuda a aprender a vivir una vida macrobiótica de manera flexible y adaptable. Este tipo de alimentación supone un cambio radical en la vida de uno, y dar este cambio en un curso que te permite profundizar en los aspectos más importantes de la teoría y la práctica, todo ello de la mano de una muy buena profesora, que le pone mucho amor a la cocina, y de un grupo de personas que comparten tus mismas inquietudes, es una oportunidad que yo no dejaría pasar. Definitivamente, merece la pena." 

Diana Bericochea